Busca, busca:

Google

domingo, 23 de julio de 2006

LA RESEÑA DE LA SEMANA (O ASÍ): "NUESTRO HOMBRE EN LA HABANA"


LA RESEÑA DE LA SEMANA (O ASÍ): "NUESTRO HOMBRE EN LA HABANA"

Gustavo Calatrava, tolkienista confeso, reseña la novela de Graham Greene, ambientada en la Cuba anterior a Castro: "El protagonista vive una vida tranquila y pequeñoburguesa (de todas maneras, en Cuba a la vida pequeño-, mediano- o granburguesa le quedaba bastante poco) y, al igual que Bilbo Bolsón, recibe la llamada de la aventura, sólo que en vez de buscar un tesoro le dicen que haga labores de espionaje para el Imperio Británico (que no es que esté mal, pero Rohan hubiese molado más). El primer problema es que quien le recluta no es Gandalf sino un funcionario corriente y moliente y pasa lo que pasa: que a falta de trolls tiene que rellenar sus informes con escenas inventadas. Llegado a este punto pensé "A esta novela le falta tomate", pero por suerte, tanto los británicos como las potencias enemigas se creen las informaciones y el desarrollo de la acción gana en tiros y persecuciones (la enseñanza moral que se desprende de todo esto es que, cuando hay ganas de liarla por entre las altas esferas, se acaba liando)

No sé si será que estoy acostumbrado a leerme los libros de tres en tres (el Silmarillion es sólo uno, pero se enmarca dentro de una saga más amplia) y no he disfrutado del todo de la lectura: ¿Qué le hubiese costado a este Graham Greene poner un dragón o siquiera un Balrog? Ya sé que en Cuba nunca ha habido de eso, pero nunca es tarde para empezar.

1 comentario:

Alfonso Merelo dijo...

Ale, ya me he pasdo por aquí. Le echaré un vistazo a tu blog de vez e cuando.
Saludetes

¿De qué va esto?

No sabéis dónde os metéis .... Cualquier parecido con la realidad no es mera coincidencia del todo, pero casi. Friquis, aznarquis, hards, gafapastas, conanianos, trekkies ... todos ellos pasados por la turmix (o la thermomix) de la parodia.