Busca, busca:

Google

lunes, 15 de enero de 2007

¿CRUELDAD CONTRA LOS ANIMALES EN LAS HISPACONES?

¿CRUELDAD CONTRA LOS ANIMALES EN LAS HISPACONES?

Han causado gran conmoción en los mentideros las acusaciones vertidas por la ministra de Cultura y la de Medio Ambiente en relación a las convenciones que en España hacen las asociaciones de aficionados a la literatura de género, dado que temen que que acaben degenerando en crueldad hacia los animales cual si fuesen corridas de toros. A nadie se le escapa que no ha ayudado a eso las costumbres de grupos como la tertulia de aficionados al terror de Hiendelaencina (Guadalajara) que han estado a punto de terminar con el ganado caprino de la zona a base de reuniones - comilona regadas con vino del país en las que los cabritos eran devorados sin piedad y sin pausa.
La reacción de los aficionados a la novela policíaca ha sido violenta, como corresponde a gente que disfruta viendo atracos, asesinatos y otras infracciones contra el ordenamiento jurídico y ha dejado entre las sábanas de la cama de la ministra de Cultura la cabeza ensangrentada de un guacamayo al que doña Carmen le tenía gran cariño, en claro homenaje a “El Padrino”, advirtiéndole que la próxima vez será la cabeza de un animal más grande lo que se encuentre en la cama (una jirafa, un elefante o un oso hormiguero), por mucho que les cueste traérselo de Gijón.
Por su parte, los miembros de la Junta de la Asociación Española de Horriciencia quisieron dejar sentados unos cuantos conceptos y ataviados con montera y trajes de luces respondieron a las preguntas del respetable en el coso de las Ventas cuajando sin lugar a dudas una tarde memorable con el acompañamiento de la banda de clarines y cornetas que interpretó pasodobles clásicos del maestro Lecuona como “España cañí”, “Suspiros de España", "El relicario" y una versión de “Los ángeles de Charlie”.
"Quizá ha habido incidentes alguna vez: por ejemplo, esta hispaconst pasada un miembro de esta junta sufrió desnutrición al tener que realizar contra reloj el escrutinio de los premios Ignatius y casi se lo tienen que llevar las mulillas pero de ahí a decir que eso sea maltratar a un animal media un abismo; salvo algún hipopótamo que se arrojó contra un campanario en un momento de excitación nuestro comportamiento ha sido impecable"
"Hemos sufrido acusaciones de necrofilia, dada la afición de algunos por la obra de autores que llevan muertos física o literariamente años y años, y hasta de canibalismo y falta de prosodia. No importa: ladran, luego cabalgamos"

No hay comentarios:

¿De qué va esto?

No sabéis dónde os metéis .... Cualquier parecido con la realidad no es mera coincidencia del todo, pero casi. Friquis, aznarquis, hards, gafapastas, conanianos, trekkies ... todos ellos pasados por la turmix (o la thermomix) de la parodia.